jueves, mayo 28, 2009


Vas en camino del encuentro o del desencuentro, hoy el mundo hablará yo estare atenta a su voz, cómo puedes volver en ausencia de amor como puedes dejarme si tu orgullo está herido, qué te diré, que me dirás, tus ojos que dicen son verdes aún siguen siendo azules para mi, pero no encuentro el gris que suele aparecer cuando peleas contra tu desesperanza. Me entristese saberte indeciso, lleno de acertijos y lo que eras brillante se opacas en un mal sortiligio.

Buscarte es una necedad, no hay nada que hacer, sino esperar que el mundo hable, con su torre de babel inluida, pero hablara y yo estare atenta a su voz, y como te explico que nada puedo hacer, sino esperar que regreses en huida o huyas en el regreso, alli te espero.

No hay comentarios: